Abinader: «El registro biométrico (en la frontera) es innegociable»

El presidente Luis Abinader recalcó que la aplicación del registro biométrico en la zona fronteriza para el paso de los comerciantes haitianos que participan de los mercados binacionales, es «innegociable» y que la medida es parte del diseño de la estrategia de seguridad nacional.

«En la frontera norte han habido situaciones de rechazo de los dirigentes gubernamentales y líderes municipales a tal punto que la semana pasada un grupo de pequeños comerciantes que querían entrar al país, agredieron al alcalde de Juana Méndez y ellos tienen una situación muy difícil porque piden que se eliminara el registro biométrico. Sencillamente, el registro biométrico es innegociable», expresó.

Durante el encuentro con los medios de comunicación, el jefe de Estado señaló que la frontera se mantiene cerrada de manera migratoria y que de forma comercial seguirán abiertos con la condición de la aplicación del registro biométrico.

«Yo les dije y ellos fueron los que iniciaron con este tema que la frontera no iba a ser la misma y no va a ser la misma y todo el que pase por esa frontera con algún permiso tiene que registrarse en el punto de vista biométrico y eso es parte del diseño de seguridad nacional que tenemos para ahora, para mañana y para después…», exclamó el presidente.

REUNIÓN CON TONY BLAIR

Abinader señaló que la reunión con el exministro británico Tony Blair sí se abordó el tema haitiano, pero que la misma ya era una visita planeada.

«Él tenía previsto venir a la República Dominicana antes de la mediación…en Arabia Saudita él solicitó y dijo que quería mediar en ese tema y aprovechando su visita a República Dominicana entonces aprovechó y se reunió con el primer ministro haitiano Ariel Henry y luego se reunió con nosotros», explicó el mandatario.

La República Dominicana y Haití se mantienen en un conflicto diplomático desde el momento en que haitianos comenzaron la construcción de un canal que pretende desviar las aguas del río Masacre, el cuál marca la división terrestre de ambas naciones, en violación de los acuerdos bilaterales.